Email
Diauto Motor

Noticias

Manténgase informado de las últimas novedades

Conclusión final, ¿Diesel o Gasolina?

Conclusión final, ¿Diesel o Gasolina?
Miércoles, 15 de mayo de 2019

Supongamos un límite teórico de 15.000 Km, el cuál no tiene que ser exacto, puede variar en función de cada casa y de cada coche. Ahora establecemos tres pilares básicos para la decisión de compra:

1. Consumo, ¿cuánto sale de mi bolsillo al mes?

2. Probabilidad de averías

3. Mantenimiento

Establezcamos una balanza, en un lado ponemos el consumo y en el otro lado las averías y el mantenimiento. Si recorremos menos de 15.000 Km, la balanza se inclina a favor de la gasolina y para más de 15.000 Km a favor del Diesel, veamos el por qué:

Las ventajas fundamentales de la gasolina con respecto al diesel son los puntos 2 y 3, es decir, tienen menos probabilidad de averías ya que son más simples y el mantenimiento es más barato que en un Diesel. Por tanto, si vamos a hacer un uso en trayectos cortos (fundamentalmente ciudad), con muchos arranca y para, y pocos kilómetros, que para este uso no van a superar los 15.000Km por regla general, la opción escogida debe ser un gasolina. El diesel en este tipo de trayectos puede tener problemas importantes con elementos como el Filtro de Partículas, Válvula EGR e Inyectores, ya que son elementos que necesitan una conducción más intensiva para mantener una condiciones óptimas de funcionamiento.

Sin embargo, si la conducción es fundamentalmente en carretera, la balanza se inclinará a favor del Diesel, ya que para un gasolina el consumo pesará bastante con respecto al diesel y puede suponernos un buen agujero en el bolsillo. Además tendremos menos probabilidades de sufrir averías con los elementos descritos del Diesel, ya que el coche realizará la regeneración del Filtro de Particulas sin problemas. La regeneración es el proceso que se lleva a cabo para limpiar el filtro de partículas. Este proceso necesita de unas condiciones especiales de temperatura y presión, y además tarda un tiempo significante, por lo que la mayoría de las veces en ciudad el coche no es capaz de realizar la regeneración y se acaba encendiendo la famosa Luz de Avería de Motor.

Dicho esto, podemos encontrar excepciones en algunos modelos Diesel que no suelen tener este tipo de problemas. Es más, si no llegamos a recorrer los 15.000 Km pero una vez en semana salimos a carretera y hacemos 30 o 40 Kilómetros puede ser excusa suficiente para comprar un Diesel.

Conclusión: Si tu recorrido es básicamente en ciudad y trayectos cortos compra un gasolina, puesto que aunque el consumo sea más alto tendrás menos probabilidades de sufrir averías. Pero si asiduamente o diariamente sales a carretera compra un Diesel, ya que el gasolina dejará un gran agujero en tu bolsillo debido al consumo.

Espero que les sea útil este artículo y salgan de dudas. Como siempre, si no lo tienen claro pueden ponerse en contacto con nosotros y así le asesoraremos lo mejor que sepamos.

 

    Contacto

    La finalidad y uso previsto tanto de los datos en sí mismos como de su tratamiento, es prestarle el servicio solicitado o entregarle el producto adquirido. A continuación, podrá aceptar las finalidades que crea convenientes marcando su casilla correspondiente y clicando en el botón ACEPTAR, tenga en cuenta que algunas finalidades pueden ser necesarias para poderle prestar el servicio, en el caso de NO marcar dichas casillas, no se podrá prestar/entregar el servicio/producto asociado.

    Enviando

    Últimas noticias